Detalle de la noticia

Related Post

Se ha celebrado en Sicilia el International Aspirin� Press Workshop centrado en las nuevas investigaciones para el tratamiento de la cefalea y la migra�a

Infopress
25. octubre. 2001

120 millones de personas en todo el mundo y m�s de 1,4 billones de ataques migra�osos al a�o. Estas cifras dan una idea de la dimensi�n de una enfermedad que causan el absentismo de 112 millones de jornadas laborables en EE.UU. y la p�rdida unos 13 billones de d�lares al a�o -unos 14 billones de Euros-. Con el objetivo de hacer una puesta al d�a de los �ltimos avances en el tratamiento de la cefalea y la migra�a, especialistas de diferentes pa�ses se han reunido en la ciudad de Taormina (Sicilia) en el International Aspirin Press Workshop, los d�as 15 y 16 de octubre, bajo el lema “Cefalea y Migra�a: nuevas investigaciones y su impacto en los pacientes”.

Cada d�a millones de personas en todo el mundo experimentan un dolor agudo, tensional o migra�oso, que puede ir acompa�ado de n�useas, v�mitos, problemas visuales y sensibilidad a la luz y al ruido. Son los s�ntomas de la cefalea tensional -la m�s frecuente- o la migra�a, enfermedades que se engloban bajo el t�rmino de “cefalea” y que seg�n la International Headache Society pueden presentarse en 165 tipos diferentes.

La migra�a no s�lo tiene efectos considerables en la calidad de vida de los afectados, si no tambi�n en la econom�a. Se calcula que s�lo en EE.UU. se pierden cerca de 112 millones de d�as laborables cada a�o debido a la migra�a y, en consecuencia se dejan de ingresar unos 13 billones de d�lares -unos 14 billones de Euros-. En otros pa�ses como Alemania las cifras son igualmente alarmantes, ya que se calcula que un empleado que sufre migra�a deja de acudir al trabajo durante 16 d�as al a�o, lo que representa un coste de 2,5 billones de Euros. Tambi�n hay que tener en cuenta que muchas personas afectadas por la enfermedad acuden a su puesto de trabajo, aunque su rendimiento en mucho menor de lo normal.

Diagn�stico y tratamiento

A pesar de los avances en este campo, los especialistas en neurolog�a reconocen que la migra�a no est� suficientemente diagnosticada ni tratada. El motivo es que de los pacientes que acuden en alguna ocasi�n al m�dico, un tercio lo hace al m�dico de familia y s�lo un 16% consulta a un neur�logo o un especialista en cefalea. Otro estudio ha demostrado que un 62% de los pacientes de migra�a piensan que el mejor tratamiento es simplemente quedarse en cama.

Entre los tratamientos para combatir la enfermedad, Aspirina se ha situado como uno de los de elecci�n para aliviar los s�ntomas de la cefalea, e incluso de la migra�a aguda. Entre los �ltimos estudios que confirman esta eficacia se encuentra el publicado en la prestigiosa revista Cephalalgia, que llega a la conclusi�n de que Aspirina Efervescente es un tratamiento seguro y efectivo contra la migra�a aguda. Analizando los resultados, se concluy� que al cabo de 2 horas el dolor hab�a desaparecido por completo en un 29% de los pacientes o bien se hab�a reducido en el 50% de los mismos. En conclusi�n, un 46% de pacientes que siguieron este tratamiento lo calificaron de “bueno” o “muy bueno”.

Trabajos anteriores ya hab�an documentado la eficacia de Aspirina en el alivio de la migra�a aguda. El estudio publicado en la revista Headache, y realizado con m�s de 7.000 pacientes, que puso de manifiesto que la combinaci�n de Aspirina y metoclopramida es muy eficaz y bien tolerada en el tratamiento de la migra�a aguda. Otro anterior estudio, aparecido tambi�n en Cephalalgia, demostr� que Aspirina es muy efectiva y, sobre todo, muy bien tolerada por el paciente a la hora de combatir esta dolencia, en comparaci�n con otros principios activos

Migra�a y mujer

Se calcula que un 12% de la poblaci�n de los pa�ses occidentales sufre migra�a, la forma m�s dolorosa de cefalea, y especialmente las mujeres. La poblaci�n femenina la sufre 3 veces m�s que los hombres, y se calcula que un 60-70% de las pacientes padece estos ataques durante la menstruaci�n o en los d�as posteriores. El motivo principal son las fluctuaciones en los niveles hormonales femeninos durante la menstruaci�n. En cambio, durante la menopausia cu�ndo la producci�n de hormonas femeninas disminuye, el n�mero de ataques de migra�a suele descender e incluso desaparecer. Aunque la migra�a puede aparecer por primera vez a cualquier edad, en la mitad de los casos suele hacerlo en la infancia y en la adolescencia, habitualmente antes de los catorce a�os.

Los efectos de la enfermedad sobre la vida privada del que la sufre tampoco son desde�ables. Seg�n un estudio realizado en EE.UU., se calcula que un 5% de las separaciones o divorcios podr�an ser atribu�das a las consecuencias que se derivan del hecho de que uno de los miembros de la pareja sufra migra�a.

Leave a Comment